Odontología conservadora

La Odontología conservadora engloba todos aquellos tratamientos orientados a salvar y mantener en la boca los dientes naturales del paciente.

¿Te gustaría hablar con un experto?

¿Qué es la Odontología conservadora?

La Odontología conservadora es una especialidad que abarca el conjunto de tratamientos encaminados a cuidar y conservar los dientes naturales del paciente. Es decir, este tipo de procedimientos buscan evitar la extracción de una pieza dental, ya sea por una caries muy agresiva, una periodontitis o cualquier otra afección dental.

En concreto, la Odontología conservadora tiene como objetivo eliminar únicamente el tejido dental deteriorado y mantener las partes del diente que estén sanas.

De esta manera, no solo se pretende conservar la mayor parte del diente. Además, se consigue recuperar la salud, funcionalidad y estética de la pieza dental afectada.

odontólogos-profesionales-optima-dental

Ventajas

Una sesión
Indoloro
Seguridad y Confianza

90%

¿Cuál es el porcentaje de éxito?

El porcentaje de éxito de tratamientos de odontología general supera el 90%.

Esta solución tiene los siguientes beneficios:

Lo que nuestros pacientes dicen

Preguntas frecuentes

Consulta nuestras preguntas y respuestas frecuentes.

Tal y como su propio nombre indica, la Odontología preventiva se ocupa de prevenir cualquier enfermedad en la cavidad oral. Para ello, los odontólogos examinan los microorganismos presentes y realizan recomendaciones de higiene bucodental al paciente.

El principal objetivo de la Odontología preventiva es conservar la salud bucodental del paciente. Por ello, cuando a un paciente se le detecta una patología, a continuación, se le ofrece un diagnóstico y un tratamiento para tratarla lo antes posible.

El conjunto de revisiones y limpiezas bucodentales en la consulta, así como la adopción de buenos hábitos de higiene en casa pueden ser considerados de tipo preventivo. Entre los hábitos de higiene recomendados podemos destacar el cepillado después de cada comida y el uso de hilo dental y enjuague una vez al día (antes de dormir).

Esta disciplina es necesaria para asegurar una buena salud bucodental. La prevención es clave y, por este motivo, se aconseja acudir al dentista entre una y dos veces al año para garantizar una buena salud bucodental y resolver los posibles problemas que existan antes de que se agraven.

Déjanos tus datos y te llamamos